¿CASA O DEPARTAMENTO?

Debemos considerar necesidades de espacio, ubicación y dinero disponible para enfrentar la compra y los gastos recurrentes a la hora de mudarnos. Vivir cuesta, pero no tiene por qué ser un desafío encontrar la mezcla óptima entre inversión, gasto y beneficios de vivir en un determinado sitio.

Trata de hacer una comparación revisando los pros y contras de los tipos de inmuebles; puedes considerar el precio, el gasto de mantenimiento, el espacio, la seguridad, la localización, los accesos, el estilo de vida y los servicios cercanos.

El atributo más importante, probablemente, es la ubicación, pues de ella se desprende si gastarás mucho en transporte, o tendrás acceso a los servicios básicos.

¿Queda la propiedad cerca del colegio de los hijos, pero lejos del trabajo? ¿La propiedad es muy barata, pero queda lejos? ¡Aguas! Esa ecuación no siempre es ganadora, especialmente cuando vives en la Ciudad de México y cada minuto es valioso para poder estar con la familia.

Quizás te alcanza para comprar tu casa, pero por temas de distancias y tráfico, tal vez lo mejor sea que adquieras un departamento. Te recomendamos que elijas una o dos zonas, y vayas comparando en cuánto sale la propiedad por metro cuadrado. Esto te dará una sensibilidad importante para privilegiar ese techo que tanto quieres.

Adquirir casa o depa no es nada trivial y nada obvio, a pesar de que algunos piensen así. Acuérdate que en estos temas nos movemos con base a la crianza recibida de nuestros padres, porque es lo que aprendimos en la convivencia cotidiana. Pero los hábitos de consumo cambian con las generaciones y debes estar atento a los nuevos paradigmas que pueden llegar.

En estos tiempos se tiene un abanico de propiedades que pueden presentar un desafío al momento de compararlas, aquí compartimos unos criterios para tu análisis:

          Enfoque

Casa

Departamento

Áreas privativas (azoteas, fachadas, jardines) Todo lo que pase en la casa es tu asunto. Debes respetar las reglas del condominio.
Comercios (puede haber) Casa con locales comerciales. Departamento con locales.
Mantenimiento y limpieza. Todo es tuyo. Adentro es tuyo, afuera y áreas comunes lo compartes por indiviso.
Convivencia en áreas comunes No hay, a menos que estés en condominio, por lo demás es tu espacio y son tus reglas. Tiene muchos retos en la convivencia cuando hay muchos habitantes (la fiesta, el ruido, el mal vecino, etc.).
Espacios Más generosos, puedes tener actividades distintas por área (habitación, sala, cocina) y mejorar la interacción de los habitantes. A veces tienes que organizar los espacios y darle a los ambientes una modulación de multi-tarea (cocina/antecomedor, etc).
Mascotas Tú decides si tienes animalitos en casa. Algunos “depas” son restrictivos y no dejan que metas ni al canario.
Limpieza Aunque todo se hace cuándo digas y cómo quieras, el tiempo y los gastos corren por cuenta tuya. Más sencilla, y se comparte con las áreas comunes.
Seguridad Sola Una casa sola es más vulnerable. “Estás solo”, y si pasa algo no hay tanta cercanía de vecinos. Departamento sin seguridad ni conserje, aunque al tener más tráfico, puede desalentar a los ladrones.
Seguridad Compartida Se prorratea el gasto.
Estacionamiento “¡Hay o no hay!”, revisar bondades y desventajas.
Crecer la familia ¿Piensas tener hijos? Ojo con los espacios, pues un departamento con pocas habitaciones será un lío; una casa muy pequeña también.

*Fuente: http://decabienesraices.com.mx/blogs/62-casa-o-departamento

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s