Ideas originales para un roof garden económico

Modern-Roof-Garden-Designs

Las personas que actualmente no cuentan con un roof garden tienen dos motivos: no tienen un lugar para hacerlo o no tienen presupuesto suficiente.

Para el primer caso no hay mucho que hacer. Sin embargo, en cuestiones económicas, se pueden señalar alternativas para aquellos clientes que tienen el espacio y la disposición.

  1. No cubrir todo con pasto. Sí, el pasto se ve padrísimo. Literal, te llevas el jardín a la terraza o a la azotea, pero el costo se eleva mucho. Si el cliente quiere enverdecer la zona, pueden colocarse franjas de pasto en los perímetros o hacer pequeños caminos. El resto puede dejarse con enladrillado (en los casos que ya esté así la construcción), piso (cerámico o porcelanato) o grava, que además de ser económica y de bajo mantenimiento, da un toque muy zen.

  2. Considerar decks alternativos. En precios, van muy iguales los decks de madera (natural, de ingeniería o ecológica) para exteriores y el metro cuadrado de jardín (considerando todos sus componentes: impermeabilizantes, sustratos, etcétera, hasta llegar a la capa vegetativa). Para opciones naturales económicas pueden considerarse ‘huertos’ caseros en huacales, macetones de piso y/o ‘pisos de madera’ fabricados con material reciclado; como el roof garden que Taller Veinticuatro realizó para el proyecto ‘oficinas en Reforma’, donde adicionalmente la combinación de materiales logra a la vez los propósitos de jardín y de lugar de reunión.

3.  No comprar mobiliario especial para exteriores. Todos los muebles que tienen algún tratamiento para resistir la intemperie son costosos (a menos que sean mesas de plástico de playa). Pueden fabricarse en sitio ‘sillas’ de piedra, de concreto o de madera con acabado rústico. Incluso pueden usarse troncos gruesos cortados en trozos.

4. Hay más materiales aparte de cristal templado. Para barandales, cristal con aluminio y acero es la primera opción por su estética minimalista que combina con todo, pero si se quiere gastar poco, lo mejor es buscar alternativas. Pueden levantarse muros bajos con tabique aparente, poner enredadera sobre malla ciclónica o usar madera de segunda o de tercera. Éstas opciones combinan perfecto con el concepto general de los roof gardens.

5. Pensar más allá de los pergolados. Si la necesidad es cubrir toda o parte del área del sol y la lluvia, los pergolados no son la única respuesta. Las vigas de madera o de acero son muy estéticas, y si se cubren con ‘techo’ de cristal, ya cumplen con su función al 100%. Esta estructura puede elevar el costo. ¿Por qué contemplar toldos de tela o lona? Tal como hacen los restaurantes y demás comercios, éstos pueden desenrrollarse cuando se necesiten e incluso son automatizables, opción que sigue siendo más barata que los pergolados.

Fuente: metroscubicos.com.mx

5 ideas para terrazas pequeñas

Imagen 2

Por Esther Ruiz

Hoy nos vamos a centrar en terrazas pequeñas y reducidas. Al contrario de lo que podemos pensar, en pocos metros cuadrados podemos buscar un rincón donde relajarnos y disfrutar al aire libre. Como siempre que hablamos de un sitio pequeño debemos buscar colores que den sensación de amplitud y confort.

1. Mucha atención a las paredesgr_77060_6293341_738336
Si tenemos poco espacio las paredes van a ser esenciales a la hora de decorar el espacio y personalizarlo. Podemos recurrir a macetas con plantas, paneles de madera o mini huertos urbanos de pared que no ocupan nada de espacio.

A través de las paredes vamos a conseguir decorar y personalizar la terraza sin perder ni un sólo metro cuadrado, como se trata de un espacio pequeño lo mejor es poner los adornos o maceteros a metro y medio del suelo para no estorbar mucho si tenemos una silla cerca.

2. Busca muebles plegables
Al igual que ocurre en el interior, los muebles pegables y extensibles van a ser la mejor opción dentro de la decoración de exteriores de espacios reducidos. Podemos guardarlos en el interior y sólo sacarlos si vamos a cenar afuera o tenemos visita. Algunos modelos de comedor de exterior cuentan con taburetes que son más fáciles de recoger debajo de la mesa y no ocupar espacio.

3. Aprovecha los barandales
Al igual que nos pasa con las paredes, los barandales pueden ser un recurso perfecto para aprovechar el espacio. Conscientes de los problemas con los metros cuadrados, cada vez surgen nuevos muebles versátiles como mesas auxiliares, maceteros o asadores que se adaptan.

terraza pequeña

4. Opta por un rincón de lectura
Si realmente tenemos poco espacio y no vamos a poder comer o cenar en la terraza porque no cambiar el concepto y crear un rincón de lectura y relax. Sólo vamos a necesitar una butaca cómoda, algún cojín para decorar, una pequeña mesa auxiliar o unas macetas para alegrar el espacio.

5. No renuncies a los pequeños detalles decorativos
No sólo los áticos o las grandes terrazas son idóneas para sacar partido a la decoración y crear rincones con mucho encanto. Podemos apostar por farolillos con velas en la pared, baldas con plantas aromáticas, pintar alguna caja con pintura de pizarra para guardar objetos…

Los DIY de exterior pueden potenciar nuestra imaginación y personalizar nuestra terraza o balcón al máximo. En decoración los metros cuadrados muchas veces no son tan importantes como creemos.

Fuente: http://www.facilisimo.com